Oficial de la Felcc aparece en una foto junto a un extraditable narco

En la foto superior (de pie): el hijo de Medina, 'Guiguita' Arteaga y Moreira, con Montenegro (sentado). A la izquierda se ve la imagen de Montenegro emitida por el Segip/@ElDeber

Documentos judicializados, a los que accedió EL DEBER, revelan que el capitán Fernando Moreira Morón, acompañado de su esposa y el hijo del coronel Gonzalo Medina Sánchez, aparecen en una fotografía compartiendo junto al boliviano Pedro Montenegro Paz, que desde el 21 de julio de 2015 tiene una orden de detención emitida por la sala plena del Tribunal Supremo de Justicia, para su extradición a Brasil donde es acusado por el delito de tráfico internacional de drogas. Montenegro está relacionado a una red que en 2013 fue desbaratada en San Pablo en la operación ‘Monte pollino’, que se ejecutó tras descubrirse en un país de Europa un cargamento 1,3 toneladas de cocaína que fue valuada en más de $us 60 millones.

Según fuentes policiales, la imagen fue tomada los primeros días de marzo de este año en la ciudad de Cartagena, Colombia.

La fotografía, que forma parte de las investigaciones de los servicios de Inteligencia de la Policía, habría sido registrada, coincidentemente, en las mismas fechas en las que el capitán de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (Felcc), Fernando Moreira, viajó a Cartagena, como lo aseveró Medina en una conferencia el lunes por la mañana, donde también dijo que él había viajado a Bahamas, aclarando que tenían permisos oficiales y, en su caso, fue para un tratamiento de salud.

El capitán Moreira aparece con su esposa Esther ‘Guiguita’ Arteaga, de pie detrás de Montenegro Paz y al lado de Robin Justiniano (hijo del exdirector departamental de la Felcc, Gonzalo Medina) que también se ve acompañado por una mujer. Todos están acompañados de otras personas durante una recepción social, presumiblemente en Carnaval.

Cuando el exdirector de la Felcc se refirió al viaje de Moreira, dijo que se realizó entre el 2 y 7 de marzo, y agregó que fue hecho en esa fecha aprovechando un paquete turístico por Carnaval.

EL DEBER intentó comunicarse con el coronel Medina, que fue puesto a disposición del Comando Departamental, pero no fue posible pues no atendió su teléfono celular.

Hugo Siles, coordinador técnico del Consejo Nacional de Lucha Contra el Narcotráfico (Conaltid), manifestó desconocer sobre el tema del ciudadano extraditable. Sin embargo, manifestó que desde el Ministerio de Gobierno ya se instruyó llevar adelante dos procesos investigativos contra los jefes policiales, Gonzalo Medina y Fernando Moreira, uno disciplinario y otro relacionado a presuntos actos de narcotráfico.

Operación ‘Monte pollino’

El auto supremo emitido por sala plena del Tribunal Supremo de Justicia, el 21 de julio de 2015, bajo la presidencia de Jorge von Borries y los magistrados Rómulo Calle, Antonio Guido Campero, Pastor Segundo Mamani, Gonzalo Hurtado, Rita Susana Nava, Norka Natalia Marcado, Maritza Suntura y Fidel Marcos Todoya, ordenó la detención con fines de extradición a Brasil de Pedro Montenegro Paz, para que responda por el delito de tráfico internacional de drogas.

LEE TAMBIÉN >  Policía alemana indaga fraude en el caso Montenegro

El documento ordenó con oficios a los tribunales de los nueve departamentos, para que la detención se cumpla con la participación de la Interpol y de todas las unidades policiales.

La resolución suprema emerge de una amplia documentación, antecedentes que acumuló Brasil y la historia del operativo que desarticuló la banda internacional de traficantes que se remitió a Bolivia vía Cancillería.

Se trata del expediente 38170/2015 del Tribunal Federal de Brasil que señala que todo comenzó en julio de 2013, en una acción de la Policía Federal, donde agentes antinarcóticos ejecutaron en el aeropuerto de Guarulhos (San Pablo) la operación denominada ‘Monte pollino’.

El operativo permitió descubrir una organización criminal responsable del envío a Europa, de un cargamento de 1.320 kilos de cocaína de alta pureza. Además, se detuvo a varias personas, entre ellas las cabecillas de red identificadas como Luisa Eliane de Souza Román, María de Fátima Stocker, en poder de casi $us 1 millón. También se detuvo en poder de $us 120.000 a Ricardo Furlan Silva.

En la historia de la operación figura el boliviano Pedro Montenegro Paz, como el encargado de enviar el cargamento de 1,3 toneladas de cocaína, estupefaciente que salió desde Santa Cruz. También se detuvo en San Pablo a 17 personas más y se cita que hay varios prófugos buscados en otros países, entre ellos al boliviano Pedro Montenegro Paz.

Depósito para 30 toneladas

La documentación de Brasil con la historia de este operativo, señala que se llegó a establecer que la organización criminal no solo realizó numerosos y gigantescos envíos de droga a Europa vía Brasil, sino que en San Pablo, según los testimonios de los detenidos, considerados por la Policía Federal como los cabecillas, se descubrió un garaje o depósito con capacidad para almacenar casi 30.000 kilos de cocaína o sea 30 toneladas de aprovisionamiento. Además, la red acumulaba poderoso armamento para operar a escala mundial.

Casa con palmeras de Miami

La Policía Federal tiene informes de inteligencia, que habrían sido remitidos a sus pares de Bolivia, donde dan cuenta que Montenegro Paz tendría su residencia en Santa Cruz.

Se trata de una mansión de lujo, adornada con palmeras de Miami (Estados Unidos) y con cámaras de seguridad. Estaría ubicada en una de las zonas residenciales de nuestra capital.//EL DEBER