“No estoy de acuerdo con la boda de mi hijo”

El teniente Erick Vladimir Sequeiro se presentó a declarar la tarde del lunes ante la Fiscalía Policial por la investigación interna en el (Didipi) luego de casarse en el interior de la cárcel de Palmasola con una reclusa acusada de asesinato.

Los padres del oficial llegaron desde La Paz el lunes en la tarde, para verificar que Erick Vladimir había contraído matrimonio y expresaron su indignación a Red Uno de Bolivia porque la mujer identificada como Ximena Whaded Montenegro cumple una condena de treinta años de prisión desde 2016, por haber asesinado a su cónyuge.

“Cómo voy a apoyar, no me parece justo”, argumentó el incrédulo padre, quien afirmó que se enteró horas después de que se llevara a cabo la ceremonia.

Por su parte, el comandante departamental Ígor Echegaray lamentó que el oficial haya incurrido en dicha falta que podría derivar en la baja del uniformado al considerar que cometió una falta grave.

“Un oficial de policía incumpliendo la normativa prevista en la ley 101, fue de visita al interior del penal de Palmasola”, dijo Echegaray quién aclaró que el uniformado y la interna habían firmado un poder notariado previo.

LEE TAMBIÉN >  Morales dice que con la derecha no habrá inversión pública, ni proyectos que no sean rentables

“Él ingresó al penal de civil y se cambió en el interior del penal, y ha transgredido la ley 101 del sistema disciplinario”, explicó el comandante de la Policía de Santa Cruz.//red uno