La historia de Alejandra, la niña que fue víctima de trata desde sus siete años

Alejandra, una niña de 11 años, que fue encontraba deambulando en la calle hace unos días, relató ante autoridades de la Defensoría de la Niñez y Adolescencia de El Alto el maltrato al que era sometida. La menor fue traída desde Potosí por una pareja que mediante castigos la obligaba a cocinar, lavar y limpiar para ellos y sus tres hijos desde hace cuatro años. El caso fue reportado en la Unidad de Trata y Tráfico de la Fuerza Especial de Lucha contra el Crimen (FELCC) de la urbe.

“Tenía un plato que era como de perro, comía también comida de perro”, indicó el Jefe de la unidad, teniente Boris Gutiérrez en un reporte de Unitel. La autoridad indicó que la pareja ya fue detenida y es acusada por el delito de trata y tráfico de personas. Ellos tenían tres hijos, los mismos fueron enviados a una casa de acogida.

MIRA TAMBIÉN>  Trasladan a 36 reos de San Pedro involucrados en extorsión y cobros irregulares

“La niña decía que la pareja le daba 10 bolivianos y que con ese dinero tenía que conseguir un pollo entero, sino que su tía le iba a pegar, y que encima no tenía derecho a probar de esa comida, porque si no le pegaban”, según comentó una de las vecinas del lugar que por mucho tiempo vio como era maltratada la menor, pero dijo que no decía nada por las amenazas de la pareja que la tenía en su poder.

“Hambrienta, la niña iba en busca de comida a las pensiones y ofrecía realizar algún trabajo esporádico a cambio de un plato de comida. ‘Por favor, te lo puedo lavar los platos, quiero que me des un plato de comida’, decía”, relató otra vecina.

Los vecinos cuentan que, a su corta edad, Alejandra era obligada a lavar montones de ropa, sin importar el clima o si era de día o de noche, eso es lo que relata otra de las mujeres que vivía cerca. “Incluso cuando ya se perdía el sol, la niña seguía lavando la ropa, seguía cepillando la ropa”, dijo la mujer.

Así pasaron los días de la pequeña Alejandra desde sus siete años, hasta que en una de las agresiones la mujer que la tenía bajo su poder la dejo ensangrentada, con la cabeza rota, mojada y sucia. “La bañó con agua sucia, con lo que estaba lavando la olla y con esa agua le echó afuera” describió otra vecina.

Los padres de Alejandra fueron ubicados en la ciudad de Potosí y llegarán este miércoles a declarar por el delito de trata y tráfico de personas.//pagina siete