¿La obsesión de Jorge acabó con la vida de Carla Callau?

La mañana del pasado 5 de septiembre, Jorge Sneyder Quiroz, de 33 años de edad, acabó con la vida de su concubina Carla Callau Vaca, de 19, exreina de belleza del municipio de Warnes del departamento de Santa Cruz. ¿Qué fue lo que pasó aquel fatídico día? Es una interrogante que aún no tiene respuesta, los únicos testigos de lo sucedió son cuatro paredes de una habitación a la que la pareja llegó dos días antes del hecho.

De acuerdo con la familia de la víctima y del presunto autor del delito, la pareja se conoció hace más de un año y luego decidieron iniciar una relación amorosa que derivó en un concubinato.

¿CÓMO ERA CARLA?

“Mi hermana era una niña humilde, bondadosa y sociable, ella hablaba con todo tipo de gente, no le importaba la clase social de las personas, era bondadosa y por eso tenía muchos amigos. Además, era muy solidaria y se quebrantaba cuando veía el sufrimiento de otras personas, siempre trataba de ayudar a quien lo necesitaba. Días antes de su muerte, ella había separado sus prendas de vestir y zapatos que ya no usaba, justamente para regalarlo”, explicó Gisela Callau, hermana mayor de la fallecida.

Según los familiares de Carla, la joven modelo, en más de una oportunidad, había intentado alejarse de Jorge. “Las últimas veces ella ya no quería volver a Cochabamba, decía que se sentía sola y triste, que no podía hablar con nadie, debido a que Jorge le controlaba bastante y no quería ni que nos escriba. Ella (Carla) quería trabajar de modelo, incluso ya le habían hecho espacio para que sea azafata en la feria de Santa Cruz y eso hizo que su pareja se moleste, él no quería que exhiba su cuerpo. Las veces que mi hermana no quería volver a vivir con Jorge, él le lloraba, le decía que le amaba y que nadie le iba a amar como él, incluso el día que se vinieron a Cochabamba, días antes de su muerte, Jorge le llevó un desayuno hermoso a mi hermana, al ver esos detalles nosotras le dijimos: ‘Carlita, vuelve con Jorge’, y no la dejamos que tome ella la decisión, ahora nos sentimos culpables”, acotó.

JORGE ESTABA ENAMORADO

Mientras la familia y el abogado de Jorge aseguraron que el ahora acusado estaba bastante enamorado de Carla, incluso habría vendido todos sus bienes para darle comodidades.

LEE TAMBIÉN >  TARIJA: Una niña de 12 años fue violada por el tío

“Él llegó a vender su vehículo, sus equipos y sus muebles para satisfacer a la joven (…) Estaba enamorado de la joven. Según mi cliente, el día del hecho ella le comunicó que tenía otra persona que vivía en Chile y que le ofreció una comodidad económica, eso hace que se genere una alteración de la conciencia y mi defendido pierda la noción de la realidad y se genera lo que pasó, luego se entrega voluntariamente y refiere que le habría agarrado del cuello. Aquí no estamos negando que existe una persona fallecida, lo que estamos investigando es cuáles fueron las circunstancias anteriores y del mismo día del hecho que han generado esa reacción. Eso es lo que está en proceso investigativo y para ello se contrató los servicios de peritos en psicología clínica forense, psiquiatría forense, informática forense y en trabajo social forense. Lo que nosotros pretendemos y vamos a manejar es la ‘emoción violenta’ como una atenuante, no como tipo penal” explicó el abogado Carlos Torrico.

Asimismo, señaló que el presunto feminicida aún no sale de un estado depresivo y el mismo quiere conocer lo que sucedió aquel día.

FAMILIA DEL ACUSADO

Según la hermana de Jorge, este nunca mostró comportamientos violentos y siempre fue una persona normal. “Ellos vivieron por más de un mes en mi departamento y se llevaban bien, aunque ella (Carla) era reservada y no hablaba mucho (…) Pero él estaba muy enamorado”, señaló la mujer.

Tras acabar con la vida de su pareja, el sindicado llamó a su madre para decirle que asesinó a su pareja y lo mínimo que podía hacer por ella era entregarse.

SUEÑOS DE CARLA

La pasión de la exreina de belleza era el modelaje, el motociclismo y la cocina.

Si bien corría en moto, nunca lo hizo a nivel profesional y su sueño era competir en un rally.

“Ella soñaba con correr en moto, incluso personalizo su motocicleta de color rosado, le encantaba el rosado, iba comprando para su moto una y otra cosita. Era increíble como manejaba su moto. Otra de las cosas que le gustaba era modelar. Pero también le gustaba cocinar, estudiaba gastronomía”, recordó Gisela.

RELACIÓN TÓXICA

Según Mercedes Cortez, abogada de la familia de la víctima, Carla fue atacada en el momento que pretendía dejar a su pareja y cuando abandonada la habitación.

“Ella ya se había dado cuenta que había una relación toxica de celos, de excesivo control e intimidación. Él (Jorge) era una persona ‘romántica, expresiva y manipuladora, se ganó a la familia de la víctima con detalles (…) Carla era una joven humilde y no interesa; además, no tenía ninguna otra pareja”, aclaró Cortez.//gente/Pedro Figueroa