La decisión de Choquehuanca de no vacunarse pone en aprietos al MAS

REUTERS/David mercado

David Choquehuanca no recibió ni una dosis de la vacuna contra el Covid-19 y eso pone en aprietos al Movimiento Al Socialismo (MAS) y al Gobierno por la emisión de un decreto en el que requiere el carnet de vacunación como un requisito para ingresar a espacios públicos. Esta normativa abrió también la posibilidad de presentar una prueba PCR negativa.

El viceministro de Defensa al Consumidor, Jorge Silva, señaló que si una persona no se inmuniza y si se demuestra que está infectado, comete el delito de atentado contra la salud pública, que tiene una pena de diez años de cárcel, pero luego retrocedió y dijo que lo malinterpretaron.

El Decreto Supremo 4641, promulgado el pasado jueves, respeta el carácter voluntario de aplicación de la vacuna, ya que en caso de no contar con el documento se solicitará la prueba PCR como parte de las medidas de contingencia y control de la pandemia, que a la fecha cobró la vida de 19.554 bolivianos con un promedio de 1.500 infectados por día.

El senador del MAS Félix Ajpi afirmó que el segundo mandatario, si es que no quiere vacunarse, “está en su derecho, pero tiene la obligación de hacerse la prueba PCR al menos dos veces por semana para asistir a lugares públicos, lo que hace diariamente por sus funciones. Definitivamente en esto no hay discusión, las normas son para todos y todos deben cumplirlas”, apuntó el legislador.

El diputado de Comunidad Ciudadana (CC) Alejandro Reyes sentenció que si Choquehuanca no está vacunado no tendría que entrar al Legislativo o tendría que vivir haciéndose las pruebas PCR. “Veremos cuál será la solución por la que opta el señor”, aseguró.

Su colega del MAS, Juanito Angulo, consultado por los medios, manifestó que “la vacunación con la primera y segunda dosis es un ejemplo de nuestra primera autoridad (el presidente Arce) para que nos podamos vacunar”.

“Pero estamos hablando del vicepresidente”, preguntaron los periodistas). El legislador contestó: “No me consta a mí si se hizo vacunar o no. La vacunación es de carácter voluntario, sin embargo, la responsabilidad es clara, todos debemos hacernos vacunar”.

Este medio acudió a la página web del Seguro Universal de Salud (SUS) y al introducir los datos del Vicepresidente pudo confirmar que no aparece el registro de ninguna dosis.

La decisión de Choquehuanca pesa cada vez más en contra de los objetivos sanitarios del Gobierno. Hace dos meses, el diputado del MAS Héctor Arce lo cuestionó y emplazó a la autoridad a inmunizarse. “Nuestro hermano David (Choquehuanca) debe dar una explicación, cuál es la razón del porqué no se ha hecho vacunar, porque si como gobierno nacional estamos pidiendo a la población vaya a un centro a un punto de vacunación, debe detallar sus razones”, manifestó.

El viceministro Silva advirtió el domingo, en una entrevista con los medios estatales, que el Decreto Supremo 4641 establece que a partir del 1 de enero de 2022 portar el carnet de vacunación es un requisito fundamental.

“Si yo no porto, no demuestro estos documentos (carnet de vacuna o PCR negativo) y si me hacen la prueba y tengo Covid-19, estoy atentando contra la salud de los otros usuarios, por lo tanto, pueden hacerme un proceso”, dijo.

Sin embargo, el lunes lamentó que se hubieran distorsionado sus palabras respecto a la aplicación voluntaria de la vacuna contra el coronavirus y recordó que existen disposiciones de bioseguridad que se deben respetar en el marco del derecho a la salud.

“En ningún momento hemos dicho que se va a meter a la cárcel a quienes no se vacunen”, subrayó la autoridad en conferencia de prensa.

El viceministro reiteró que la vacunación es universal, gratuita y voluntaria. “Por un tema de proteger la salud de la población, se ha establecido que, para ingresar a ciertos establecimientos, puedan portar su carnet de vacuna o su prueba PCR, quienes no tengan su carnet de vacunación deberán mostrar su prueba o no podrán entrar a ciertos lugares”, aseguró Silva.

Un comunicado del Ministerio de Justicia aclaró ayer que “el Viceministro (Silva) no señaló en ningún momento, de manera textual, que la no aplicación de la vacuna Covid-19 signifique diez años de cárcel como titularon algunos medios de comunicación”.

Sin embargo, el objetivo del Gobierno es que todos se vacunen y a esta altura la decisión del segundo hombre del país incomoda.

Choquehuanca es la única autoridad del gabinete político que no está vacunada. Ya se hicieron inmunizar el presidente Luis Arce y los ministros Rogelio Mayta, Edmundo Novillo, Eduardo del Castillo y María Nela Prada.

//EL Deber

Comparte esta noticia en: